Las causas más comunes de la obesidad

 

 

Existen múltiples causas para que la obesidad cobre vida en nuestro cuerpo.

Mala alimentación

Es la mala alimentación la causa principal para que la obesidad se desarrolle. Sin embargo a sabiendas de esto seguimos alimentándonos mal, porque somos tan débiles ante nuestros paladares, llegando a comer solo comida chatarra, e ingiriendo cantidades excesivas de calorías todos los días sin control.

Las calorías ingeridas no concuerdan con nuestra forma de vida

Todos los días ingerimos casi el doble de calorías requeridas, y nuestro estilo de vida es tan sedentario que la quema de estas calorías es tan lenta que obligamos a nuestro cuerpo depositarlos como si fuéramos un baúl de grasa.

Otras razones médicas como artritis o hipotiroidismo

Un mal funcionamiento de la glándula tiroides o un estilo de vida sedentario debido a estas enfermedades como la artritis pueden contribuir al aumento de peso.

Depresión o un alto nivel de estrés

Publicidad

En casos extremos, cuando una persona sufre de estrés, este puede sucumbir a las adicciones incontroladas, malos hábitos alimenticios, el tabaco o las drogas, llevándolo al aumento de peso progresivo y rápido.

Insomnio

El insomnio puede provocar sobrepeso, ya que la ansiedad que produce este problema hace que comamos durante la madrugada generando una sobrecarga de calorías innecesarias en nuestro cuerpo.

Algunos medicamentos

Si usted utiliza medicamentos para enfermedades como la diabetes o utiliza medicamentos anticonceptivos durante un período prolongado de tiempo, entonces es muy probable que se convierta en un dolor de cabeza para que el aumento de peso.

Embarazo

A pesar de ganar unos kilos parece ser natural durante el embarazo y la lactancia, algunas mujeres pueden tener dificultades para recuperar su antigua forma. El aumento de peso puede quedarse con ellas de forma permanente.